Logo espanadiariotv.com
Logo espanadiariotv.com
Logo Messenger EspanaDiarioTv.com
Logo whatsapp
Primer plano de Ana Obregón sonriente en la presentación del libro de su hijo

La decisión que ha tomado Ana Obregón con su bebé sorprende a Alessandro Lequio

Ana Obregón sabe que con su decisión dará que hablar

Ana Obregón sigue disfrutando de su pequeña Ana Sandra un mes después de llegar a su domicilio de Madrid procedente de Miami. La actriz está volcada en el cuidado de la niña y en la promoción del libro El chico de las musarañas, que es un éxito. Sin embargo, Obregón ha hecho algo con Ana Sandra con lo que su ex, Alessandro Lequio, no contaba.

El verano es una época del año en la que Ana Obregón solía posar en ropa de baño para la prensa. Aunque parece que por el momento esta costumbre la ha dejado de lado, no ocurre lo mismo con otra. La empresaria se ha desplazado con su pequeña Ana Sandra hasta Mallorca, tal y como venía haciendo en otras temporadas estivales.

Ana Obregón mantiene algunas tradiciones de la época estival

Ana Obregón se aloja en su residencia de El Manantial, ubicada en la isla balear. Una magnífica casa ubicada en Costa del Pinos, propiedad de la familia desde la década de los 60. Allí disfrutará con la niña, al igual que hacía con su hijo, el fallecido Álex Lequio.

Tras regresar de Miami y después de unos días de adaptación en Madrid, Ana tenía claro que su próximo destino sería Mallorca. Al parecer, y según ha desvelado la revista Semana, la actriz ha llegado a la isla en avión privado. Un lujoso medio de transporte cuya tripulación esperaba a Ana y a su bebé con un decorado de globos y flores frescas.

Un vuelo que ha tenido una duración de aproximadamente hora y media. Tras aterrizar, ambas han sido recibidas en el aeropuerto de Son Sant Joan por una persona de confianza que se ha encargado de su traslado al domicilio familiar. Ana, que sostenía a la niña en sus brazos, se ha sorprendido al ver los flashes de los reporteros a los que quizás no esperaba.

Ataviada con un vestido veraniego en tonos rosas con tirante y corte midi, Obregón tapaba sus ojos con grandes gafas de sol. Sin hacer declaraciones a los medios, Ana Obregón ponía rumbo a su residencia para llegar cuanto antes a un lugar de gran significado para ella. Además, tendrá ocasión de reunirse allí con otros familiares y amigos que no conocen todavía a la niña.

Un enclave, el de El Manantial, que aparece en varias ocasiones en las páginas del libro El chico de las musarañas. El lugar donde Ana Obregón vivió sus años más felices con Aless y donde el niño pronunció su primera palabra: "Solito". "Tu padre y yo te trajimos con un mes recién cumplido", explica Obregón en la obra.

Alessandro Lequio se mantiene por el momento al margen

Ahora Ana comienza una nueva etapa, esta vez al lado de Ana Sandra, quien le ha devuelto la ilusión por vivir. Es posible que en esta ocasión Ana y su nieta posen juntas a orillas del Mediterráneo. Sería una manera recordar las tradicionales posados veraniegos a los que Obregón nos tenía acostumbrados.

? Ana Sandra Lequio ya está viviendo en España: la foto más deseada ve la luz

Ana deja Madrid pocos días después de despedirse como jurado de Mask Singer y en cuya próxima edición no participará. Así se despedía del público y de sus compañeros: "Quiero agradecer al equipo antes de ponerme sentimental. Ha sido mi vuelta al trabajo con mucho cariño y amor, hemos sido una piña. Gracias a todos", dijo Ana Obregón.

Alessandro Lequio en 'El Programa de Ana Rosa'
Alessandro Lequio todavía no conoce a su nieta Ana Sandra | Mediaset

Alessandro Lequio, mientras tanto, aún no conoce a la pequeña Ana Sandra. El aristócrata prefiere no pronunciarse sobre si tiene previsto visitar a su nieta o no. Según sus propias palabras, Lequio considera que este no es buen momento: "Ahora no es el momento de visitarla, hay mucho ruido".