Primer plano de Kiko Hernández llorando en plató

Kiko Hernández confirma los rumores y vuelve a abrirle su corazón

Kiko Hernández apuesta por la reconciliación

Kiko Hernández es partidario de perdonar y conceder segundas oportunidades. Durante mucho tiempo estuvo sin dirigirle la palabra a una buena amiga del pasado. Pero ahora ha querido reconciliarse con ella.

Se trata de Terelu Campos, con la que mantuvo duros enfrentamientos en televisión. Los continuos roces provocaron entre ellos un evidente distanciamiento. Se saludaban por cortesía, pero no había mucha más relación.

Harto de esta situación, Kiko ha querido sellar las paces con la presentadora malagueña. Después de una bronca con Carmen Alcayde y Lydia Lozano, Terelu trató de calmar los ánimos. Esto lo aprovechó el colaborador para pedir a la dirección un momento con el propósito de arreglar viejas diferencias.

“Dame cinco minutos, que quiero hablar con ella”, soltó el exconcursante de Gran Hermano. De esa manera iniciaban un improvisado cara a cara en el que se mostraban muy sinceros el uno con el otro. Era el momento de saldar deudas pendientes.

Así querían acabar con tantos meses de distanciamiento. “Hemos tenido diferencias y las vamos a seguir teniendo porque tenemos una manera de pensar completamente diferente”, empezó diciendo la presentadora.

Kiko Hernández en un directo de 'Sálvame'
Kiko Hernández trata de llevarse bien con sus compañeros | Telecinco

En cualquier caso, “eso no quita que yo no te tenga cariño. Yo no puedo pasar nueve años y pico en un programa y decir que no tengo ningún sentimiento hacia alguien”, explicaba. Se mostró en todo momento muy conciliadora, con ganas de solucionar los problemas.

El colaborador recuerda que el último punto de fricción tuvo lugar en agosto de 2021. Él acudió a una comida entre amigos a la casa que tenía Terelu y publicó unas imágenes de la velada que no le hicieron gracia a la malagueña.

Ella le reprochó a Kiko Hernández que “te saludé un día, por educación, aunque tú no me saludaste”. Su compañero de plató, por su parte, le echó en cara que dijera que “me ibas a poner una denuncia, que me ibas a denunciar”. Algo que ella negó porque “no he denunciado nunca a nadie”.

Quiso dejar claro que “al igual que sucedió con Carmen, me apetecía arreglarlo contigo. Vamos a arreglarlo”, propuso él. Sin embargo, la hija de María Teresa sugirió que debía ser con unas “condiciones”.

El colaborador echa la vista atrás y desvela el motivo de enfado. “Voy a visitar a tu madre, se nos ocurre colgar una foto en Instagram y te cabreas”. Asegura que “no entendía por qué estabas siempre a la defensiva conmigo, no te lo voy a perdonar más, voy a visitar a tu madre y te cabreas...”.

La malagueña, sin perder la calma, le contestó que “no me enfadé porque fueras a ver a Teresa. Yo hablé contigo, habías llevado a quien habías llevado. Había una fotografía, te dije «mándamela» y me dijiste que la ibas a enmarcar y mandársela”.

Kiko Hernández siempre tuvo buena relación con María Teresa

Kiko Hernández se había hecho una foto con la matriarca del clan y “la habías hecho feliz. Te escribo mensajes porque sé que la haces feliz”. Pero en realidad, a Terelu le molestó que decidiera subirla a sus redes sociales.

Deslizó que al compartir esa imagen trataba de dejar en mal lugar a ella y a su hermana. Se producía en un momento en el que él había cargado contra ella y Carmen. “Qué más da lo que digan los demás, si yo quiero a tu madre”, espetó.

Montaje de fotos de Kiko Hernández y Terelu Campos
Sellaron las paces en directo Kiko y Terelu | España Diario

La propia Terelu se sinceraba asegurando que no se tomó mal el encuentro con su madre. Pero le molestó que lo compartiera en Instagram. Le agradecía lo feliz que la había hecho a ella y a María Teresa.

Kiko Hernández zanjó la conversación con un cariñoso mensaje. “Que sepas que voy a volver a verla. Y que te voy a dar un abrazo y un beso”, siguiendo las peticiones de Mila Ximénez, que le pidió que la quisiera.