Rafa Nadal

Rafa Nadal rompe a llorar al hablar de la salud de su hijo

Nadal asume que está ante un momento complicado

Rafa Nadal sabía que ser padre no iba a resultarle nada sencillo. Y más para compaginarlo con su carrera deportiva, que le obliga a permanecer muchas semanas fuera de casa. El manacorí recuerda con cierto dolor ahora todo lo que sufrieron con el embarazo de su esposa.

Fue el pasado 8 de octubre cuando vino al mundo el hijo del tenista y Xisca Perelló. Desde entonces, toda la familia se ha volcado en el pequeño, convirtiéndose en la gran alegría de la casa. En cualquier caso, les resulta complicado olvidarse de los malos momentos sufridos.

Nadal habló de este tema tan personal hace unos días durante su última gira. No pasa por alto que su mujer tuvo que ingresar en la recta final del embarazo y que hubo ciertas complicaciones. Todo esto mientras él trataba de seguir con su rutina lo mejor que podía.

Su rendimiento últimamente no es el que él hubiera querido. Admitía que "he pasado momentos difíciles físicos y momentos complicados en el embarazo de mi esposa". Todo aquello le ha ido pasando factura en su carrera.

Cuenta que "me hicieron falta partidos en estos últimos meses". Se encontraba en Buenos Aires, donde tiene previsto comenzar una gira que le llevará por Chile, Colombia, Brasil, Ecuador y México. Serán unos cuantos días lejos de los suyos y de su pequeño.

Foto de Rafa Nadal jugando en la final del torneo de tenis Roland Garros el pasado 5 de junio de 2022
Rafa Nadal señala que el bebé le ha cambiado la vida | GTRES

Como a cualquier otro padre, le duele mucho tener que despegarse de su bebé, y más en esta época. La pareja llevaba tiempo intentando tener hijos, pero hicieron todo lo posible por retrasar este momento. Sobre todo pensando en la carrera del manacorí, que podía verse influenciada por la llegada al mundo de una criatura.

Rafa Nadal señala que la paternidad le ha cambiado la vida y que influye mucho en sus entrenamientos. Explicaba que "fui padre hace relativamente poco" y sospechaba que todo esto le pase factura en el futuro.

Indicaba que "no sé cómo me va a afectar en el calendario de 2023". En cualquier caso, sabe que lo único que le queda es "adaptarse".

Pese a todos los problemas que lleva arrastrando desde hace tiempo, se siente con muchas ganas de seguir en el circuito. Lo más duro para él, además del complicado embarazo de Xisca, fueron los problemas físicos que arrastraba. Parece ya recuperado del todo.

Pese a todos los contratiempos sufridos todavía se encuentra entre los mejores del mundo. Se mantiene en el número 2 del ránking de la ATP, solo por detrás de Carlos Alcaraz. Insiste en que "mi primer objetivo es pasar más tiempo en el circuito real".

Tranquiliza a sus seguidores diciendo que "voy a trabajar de la manera que creamos que sea más conveniente. Con la confianza y la ilusión de seguir adelante", apuntó.

Rafa Nadal está volcado con su hijo

Rafa Nadal hace todo lo posible por pasar tiempo con su pequeño. Eso sí, tampoco tiene previsto descuidar su carrera profesional, que se encuentra ya en su recta final, como él mismo confirmó en alguna ocasión.

▶️ VÍDEO del día

Después de tantos años dándole tantos éxitos al deporte español continúa en lo más alto y se resiste a marcharse para casa. Tanto él como su esposa se encuentran volcados en la crianza del bebé. Procuran que el pequeño no altere tampoco sus proyectos.

Rafa Nadal y Xisca Perelló
Xisca es el gran apoyo de Nadal | EuropaPress

Recientemente se conocía que la pareja sacaba a la venta un perfume personalizado que está comercializado por la empresa Henry Jaques. De momento, solo se encuentra a la venta en las tiendas de la firma. Los precios rondan entre los 550 y los 1.100 euros.

Rafa Nadal sabe que se enfrenta a una época complicada, en donde le cuesta cada vez más entrenar. La llegada al mundo de su hijo ha supuesto todo un cambio para su vida.