Violeta Mangriñan

Violeta Mangriñán, asustada tras los resultados de sus pruebas: 'puedo desangrarme'

Violeta Mangriñan ha recibido malas noticias sobre su salud

La vida de  Violeta Mangriñán no está siendo un camino de rosas desde el nacimiento de su primera hija,  Gala, el pasado 31 de julio de este mismo año.

A los pocos días de nacer la pequeña, Violeta ya sufría las primeras secuelas para su salud. Y es que, además de la falta de sueño y el cansancio habitual en estas situaciones, Violeta aseguraba a sus fans que sentía "dolores de cabeza y un dolor muy fuerte en los riñones".

Estos síntomas hacían saltar todas las alarmas en casa de la influencer, que debía acudir a Urgencias para comprobar que todo se quedase en un susto, pero parece que la cosa no se ha quedado ahí.

Montaje de fotos de Violeta Mangriñan y Fabio Colloricchio con su hija Gala
Montaje de fotos de Violeta Mangriñan y Fabio Colloricchio con su hija Gala | España Diario

Ya han pasado casi cuatro meses del nacimiento de Gala, y Violeta no remonta el vuelo. Sigue con fuertes dolores de cabeza y mareos a diario, lo que le impide llevar una vida normal.

La influencer incluso perdía el conocimiento en varias ocasiones, lo que la llevaba a preocuparse de verdad. Además, lamenta no poder estar al 100% a la hora de realizar ejercicio físico, habiendo tenido que bajar el ritmo de sus sesiones de entrenamiento.

De este modo, Violeta anunciaba hace una semana que no pararía de hacerse pruebas hasta que los médicos encontraran qué le pasa. Y, efectivamente, dicho y hecho.

Violeta se ha enfrentado a nuevas pruebas médicas, y los resultados son muy alarmantes. Ella misma ha querido compartirlos con sus seguidores, que nunca la dejan sola.

▶️ VÍDEO del día

Viole Mangriñan, preocupada por su salud

Así, Violeta ha detallado que los resultados son preocupantes, y que "la coagulación en sangre no es normal. Si me hago una herida grande podría desangrarme", ha dicho la influencer con el susto en el cuerpo.

Pero ahí no queda todo, y es que la misma analítica ha revelado un problema de proteínas. Algo ante lo que Violeta ha querido justificarse diciendo que "prácticamente no consumo carne ni pescado".

Sin duda, los resultados de las pruebas médicas no son los mejores. Sufre un problema en la coagulación de la sangre y falta de proteínas. Además, el dolor de cabeza y los mareos siguen presentes, y estas pruebas no explican el motivo de sus problemas.

Primer plano de Violeta Mangriñán llorando
Primer plano de Violeta Mangriñán llorando | Mediaset

De hecho, el médico le ha comunicado que esos dolores de cabeza y mareos se pueden deber a un problema cervical, y que deberá tratarse con un especialista.

¿Y tú, alguna vez has sufrido mareos o dolor de cabeza como el que relata Violeta? Deja tu opinión en los comentarios.